martes, 26 de enero de 2010

Hechos del primer gobierno de Evo Morales.

Evo Morales: segundo mandato

Autor: Guillermo Giacosa (Periodista)

En el inicio de su nuevo mandato, Evo Morales, presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, reseñó los logros de la gestión que acaba de finalizar. Destacó que, entre 2002 y 2005 –es decir, antes de que él asumiera la presidencia–, se generaron 228 mil puestos de trabajo y comparó: “En nuestra gestión fueron creados 413,757 nuevos empleos”. Y aseguró de que el desempleo afecta al 6% de la población, mientras que antes de él era del 12%. Morales destacó un tema del cual la prensa no suele ocuparse: la lucha contra la esclavitud. Y afirmó que su gobierno luchó contra este flagelo, vigente en varias estancias del Oriente. Según la Organización de los Estados Americanos (OEA), en el Chaco boliviano hay entre 500 y 800 familias guaraníes sometidas a servidumbre análoga a la esclavitud. “Hasta ahora, 150 familias fueron liberadas, pero aún siguen sometidos a esclavitud muchos hermanos indígenas. Vamos a continuar hasta librarlos a todos”, dijo el presidente boliviano.

Según Morales, antes de su llegada al gobierno, el costo de saneamiento de una hectárea era de 10 dólares, porque el Estado tercerizaba la investigación para conocer el origen de las propiedades. “Ahora nos cuesta un dólar por hectárea. Es impresionante cómo antes se robaban la plata”, opinó. También indicó que, desde 1996 hasta su asunción, habían sido saneadas y tituladas 9’321,000 hectáreas, y subrayó que desde el 2006 se llegó a sanear y titular 31’181,000 hectáreas.

De acuerdo con la ley INRA, si una parcela agraria no cumple una 'función económica social’ –es decir, está ociosa–, debe volver al Estado para que la distribuya entre familias sin tierra. Si se constata que en esa propiedad utilizan mano de obra esclava, las hectáreas vuelven automáticamente al gobierno. Hasta ahora, Morales ordenó la reversión de 450 mil hectáreas. Las organizaciones indígenas y campesinas partidarias del presidente consideran que aún hay muchas tareas pendientes en cuanto a la distribución de la tierra. Por eso, muchas piden que el INRA quede bajo su conducción. Morales afirmó que hay 13 millones de hectáreas fiscales, mientras antes del 2005 solo se contabilizaban 280 mil. “Ojalá nuestros hermanos en Argentina, España y EE.UU. pudieran ser repatriados. Para ellos tenemos 13 millones de hectáreas libres de disponibilidad”.

El presidente evaluó que otro logro de su primera gestión fue la apertura de una agenda para normalizar relaciones con Chile, cortadas desde 1978. “Esperemos que con el nuevo presidente de Chile podamos continuar las negociaciones”, dijo. Morales subrayó la importancia, en un país con alta producción de gas, de instalar un servicio domiciliario, que al presente solo llega al 10% de las casas. También trabajará por ampliar la red de electricidad a las comunidades rurales y urbanas. Luego comparó los ingresos al país por la venta de hidrocarburos. Dijo que, entre 2002 y 2005, el Estado recibió 2,456 millones de dólares. “Luego de la modificación de la ley de hidrocarburos y la nacionalización, recaudamos 8,533 millones”, sostuvo.

Fuente: Diario Perú 21. Lunes 25 de enero del 2010.